Tras nueve años como asesor, despedimos al Padre Miguel Kast profundamente agradecidos por su entrega y trabajo.